4 marzo, 2021
  • 13:47 ‘Tecatito’ Corona es el más caro de la Liga Portuguesa
  • 13:40 Pide EU al gobierno de México transparencia en reforma eléctrica
  • 13:37 Realizarán entrega de premios Emmy por primera vez en streaming
  • 13:32 Árbitro se manifiesta en el zócalo, quiere fuera a Brizio (VIDEO)
  • 13:27 López Obrador plantea renegociar con Iberdrola

El tenista argentino Leonardo Mayer parecía estar remontando en su primera jornada del US Open contra el serbio Laslo Djere cuando decidió ayer abandonar el partido debido al calor, que le hacía el juego “imposible”.

Todavía secándose el sudor en la sala de prensa, Mayer indicó que estaba perdiendo “mucho líquido” durante el encuentro y cuando fue al vestuario tras ganar el tercer set, ya no pudo aguantar la vuelta. “Creí que me iba a morir allá en la cancha”, zanjó.

Las condiciones climatológicas de calor y humedad, que ayer dieron una sensación térmica de unos 40ºC en Flushing Meadows, obligaron a la organización del US Open a establecer una política de “calor extremo” sin precedentes para los tenistas masculinos, según la cual deben descansar diez minutos entre el tercer y el cuarto set.

No obstante, Mayer lamentó que la situación no solo afecta a los profesionales, a los que vio ayer “tirados” por el vestidor, sino al público: “Ni la gente estaba en la cancha, en mi cancha no había nadie”.

UgFxZ6XM0V

ARTICULOS RELACIONADOS