4 agosto, 2021
  • 12:23 Región Informa Laguna Lunes 2 de agosto 2021
  • 12:15 Fórmula Noticias Lunes 2 de agosto 2021
  • 12:10 Rinde Medio Ambiente informe del segundo trimestre a regidores del Cabildo de Torreòn
  • 11:51 INICIÓ APLICACIÓN DE VACUNAS EN PUENTES INTERNACIONALES DE COAHUILA  
  • 11:17 Municipio de Torreòn continúa con acciones preventivas contra el COVID-19

El antiguo Hospital General del municipio de Gómez Palacio entró en un proceso de reconversión para la atención de pacientes infectados por el virus SARS-CoV-2 (COVID-19), lo que significa que esta unidad médica comenzó a reorganizar su infraestructura, equipo médico y personal de salud para atender la emergencia sanitaria.

La Reconversión Hospitalaria COVID-19 se dará a pesar de que ayer el gobernador de Durango, José Rosas Aispuro Torres, indicó que, aunque faltaban detalles mínimos, el nuevo Hospital Regional de Especialidades ubicado en este municipio, el cual tuvo una inversión de 1,300 millones de pesos, ya está en condiciones de comenzar a recibir personas infectadas por el coronavirus.

“Prácticamente si ahorita se requiriera hospitalizar personas en ese lugar, lo podríamos hacer. Son detalles mínimos que estamos ahorita viendo en coordinación con el Ejército para poderlo ya abrir. Afortunadamente no hemos tenido la necesidad de hospitalizar personas en ese lugar; cuando haya la necesidad ahí estará”, aseguró Aispuro.

Incluso, dijo que su Gobierno está por recibir 30 ventiladores volumétricos para atender en caso de que sea necesario a pacientes afectados por el COVID-19 y que por su condición crítica de salud requieran respiración asistida.

“Para que podamos llegar hasta 120 camas que tuviesen la oportunidad de contar con los ventiladores, pero ahorita en la primera etapa ya tenemos 13 y llegaríamos en la segunda etapa a 67 camas con ventilador que serían para terapia intensiva, el hospital estará listo en cuanto la demanda así lo requiera”, aseguró.

HACEN OBSERVACIONES

Por su parte, Rafaela Zapata Morales, secretaria general de la sección 188 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Salud en el estado de Durango (SNTSA), dijo que el antiguo Hospital General tendrá una capacidad de atención para 14 pacientes afectados por el coronavirus, por lo que se acondicionó el área de Terapia Intensiva y el departamento de Cirugía-hombres.

Sin embargo, señaló que dentro de este proceso de reconversión hospitalaria y aunque previamente se hizo una planeación, todavía no se cuenta con los ventiladores volumétricos suficientes para asegurar la capacidad máxima de atención en caso de que se presenten pacientes críticamente enfermos.

Otra cuestión fue que una de las puertas de acceso del área COVID-19 que colinda con la zona de habitación conjunta había sido sellada con tela adhesiva, razón por la que la Comisión de Seguridad e Higiene del Sindicato hizo el señalamiento para que se hiciera la corrección, pues el procedimiento no era el adecuado y no garantizaba condiciones de seguridad al personal médico y de enfermería que labora en las zonas de riesgo.

También resaltó que algunos servicios médicos que se prestan a los usuarios, por ejemplo de traumatología, ginecología y cirugías, deben ser canalizados al Hospital General de Lerdo, pero que no ha sido así. “Todavía se está dando la atención acá en el Hospital de Gómez y eso es lo que no está bien, se supone que teniendo el primer paciente de COVID, eso se iba a hacer en automático.

“Aquí el llamado es a que se hagan efectivas las medidas y que en el antiguo Hospital de Gómez ya se proporcione únicamente la atención a este tipo de pacientes, que ya no se reciban a pacientes de otras especialidades para que puedan brindar más seguridad”, refirió.

Mencionó que el sindicato llevó a cabo la entrega de caretas al personal que labora en esta unidad médica y destacó que los trabajadores deben contar con insumos de buena calidad para su protección. “Y la autoridad tiene la obligación de proporcionarles todos estos insumos que sí se han dado, la verdad sí se han estado otorgando, pero aquí lo que se pide es que por ejemplo se les dé otro tipo de cubrebocas, no N95, porque son para los que están frente al paciente de COVID, pero que sí haya la mayor protección”, detalló.

Finalmente, urgió a las autoridades a accionar de inmediato, pues consideró que “ya tenemos encima un problema muy grave, tiene que darse la atención como debe ser”.

Con información de El Siglo de Torreón

Sergio Peimbert

ARTICULOS RELACIONADOS